34.5 C
Mérida
domingo, abril 14, 2024

«Violencia vicaria en aumento: El desgarrador caso de Yanet y la búsqueda desesperada de su hija»

Más Leidas

El 16 de diciembre de 2023, Yanet se despidió de su hija pequeña, dejándola al cuidado de su abuelo materno mientras salía a trabajar, sin tener idea de que sería la última vez que la vería en persona. Su expareja aprovechó la ocasión para llevarse a la niña.

A pesar de las denuncias y manifestaciones pacíficas de Yanet, la preocupación persiste, ya que el padre de la niña no la cuida adecuadamente. Sofía, de 3 años, aún depende de la leche materna, y la madre teme por su vida.

En una entrevista Yanet López recordó el sufrimiento durante su matrimonio, donde experimentó violencia verbal y emocional. Su aún esposo, Jorge C., controlaba cada aspecto de su vida, sometiéndola constantemente. La pequeña Sofía también sufría los desprecios de su padre.

Yanet, dedicada al cuidado de su hogar y su hija, tuvo que trabajar para separarse de esa relación tóxica. Sin embargo, la reacción violenta de su expareja, incluyendo amenazas de muerte, complicó la situación.

A finales de 2023, ya separados, Yanet pidió a su padre que cuidara de Sofía mientras ella trabajaba. Jorge aprovechó la situación para entrar con violencia al domicilio en Los Héroes, llevándose a la menor y comunicándole a Yanet que no la volvería a ver. «Me llamó y me dijo: ‘Ya no verás a tu hija, si quiero, la llevaré a Guadalajara y no la verás más'», relató Yanet.

La madre intentó recuperar a la menor acudiendo al domicilio de su suegra, pero fue agredida por Jorge. Aunque acudió a las autoridades, las respuestas positivas no han llegado. A pesar de presentar pruebas, los jueces del Juzgado Sexto de Distrito otorgaron amparos al padre, impidiendo estudios médicos a la niña.

Yanet denunció que la Procuraduría de Protección de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Yucatán solicitó estudios para Sofía, pero el padre se amparó nuevamente. La madre, preocupada por la salud de su hija, hace un llamado a las autoridades y se manifestará frente al Juzgado de lo Familiar en busca de ayuda.

El caso de Yanet se suma a una triste lista de víctimas de violencia vicaria en Yucatán, un delito que puede conllevar hasta 10 años de cárcel. La violencia vicaria busca dañar a la mujer a través de la violencia extrema contra sus seres queridos, en este caso, sus hijos, generando un dolor insuperable y, en algunos casos, llevando a la madre al suicidio. Las personas que sufren esta forma de violencia pueden experimentar estrés, ansiedad y otros problemas psicológicos, además de los daños físicos que pueden sufrir los hijos.

- Advertisement -

Otras Noticias

- Advertisement -

Minuto a Minuto